martes

EL APRENDIZ DE BRUJO (DUKAS)


En el siglo XIX, entre los años 60 y 70, nacieron en Francia otras figuras de renombre, además de Debussy. Uno de los inclasificables compositores fue Erik Satie, representante de la bohemia de la Belle Epoque, que exaltó la estética del cabaret y el teatro musical. Compuso obras hipnotizantes por lo repetitivas y minimalistas. Asimismo, en la época se destacó Paul Dukas, anclado en la tradición romántica germanista. Otros notables del período son Gustave Charpentier y Albert Roussel, aunque el compositor de mayor proyección será Maurice Ravel, acusado sin razón de imitar a Debussy. Fue un prolífico autor de obras que señalaron la transición a la revolución estilística de principios del siglo XX, asociando melodías y ritmos inteligibles y tonales con armonías cromáticas, lo que dio por resultado un tinte barroco a las mismas.
Paul Dukas, (París, 1865 - 1935), fue un compositor y crítico francés. Aun cuando no ocupe una posición de primer plano en el ámbito de la música francesa de su tiempo, este compositor ofrece una fisonomía propia como autor de obras musicales sinfónicas, de cámara y de teatro. Ingresó en el Conservatorio en 1882 y estudió con Mathias, Dubois y Guiraud. En 1888 obtuvo un segundo "Prix de Rome" con la cantata Velleda.
El año siguiente, al no lograr alcanzar el primer premio, se retiró a estudiar en la soledad y profundizó en el conocimiento de la obra de César Franck, de quien puede ser considerado discípulo espiritual; el estilo que fue adquiriendo está, en efecto, integrado por influencias de Franck y Wagner de un lado. y, de otro, por elementos del impresionismo sinfónico de Debussy.
Se presentó por primera vez ante el público con la obertura Polyeucte (1892), y luego se dedicó preferentemente a componer, aun cuando enseñara orquestación en el Conservatorio en 1909 y composición en la École Normale de Musique a partir de 1926. Singular éxito conocieron su "divertimento" sinfónico El aprendiz de brujo, divulgado mundialmente por la película Fantasía de Walt Disney, su ópera Ariadna y Barba Azul y el poema musical con danzas La peri.
Escribió otras muchas obras musicales, algunas de las cuales, que no juzgaba meritorias, no quiso publicar; en efecto, poseía un elevado y noble temperamento de artista y huía de las intrigas y de la publicidad. También hizo transcripciones y revisiones, además de una excelente labor como critico musical.
"El aprendiz de brujo" se basa en una balada de Goethe. Es un scherzo sinfónico que describe fielmente cada frase del texto original. La balada cuenta la historia de un viejo mago, cuyo aprendiz está deseoso de imitar a su maestro. El joven inexperto consigue dar vida a una escoba a la que le ordena traer agua. Pero pronto descubre que no sabe detener el proceso que ha puesto en marcha y que sólo corrige al final el viejo brujo. Dukas se vale del fagot para dar vida al personaje de la escoba y de un crecendo dramático magistralmente conseguido para ilustrar las fuerzas incontroladas que desata el aprendiz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada